Para: Arrierías 60

QUINDÍO CORAZÓN MÍO fue una de las marcas más reconocidas en el ámbito nacional e internacional para promocionar nuestra región, uno de los lugares más bellos de la geografía colombiana.

Este eslogan apareció a mediados de la década de los noventa en la gobernación de Belén Sánchez Cáceres, una de las mujeres más representativas de la época en el Quindío y quien dio un apoyo sinigual a la cultura y las artes. Respaldó a quien esto escribe para el lanzamiento del libro Himnos del Quindío donde, en un pequeño texto se explicaba toda la simbología expresada en banderas y músicas que, oficiando como himnos, han hecho sentir a los habitantes del Quindío y sus municipios como algo que los expertos califican como la raigambre, el sentido de pertenencia.

Socorro Jaramillo

Hace poco, el periodista historiador Miguel Ángel Rojas, en una amena crónica entrevistó a la creadora comunicativa de la Marca Quindío Corazón Mío resaltando su trabajo académico y el premio que obtuvo como la mejor docente universitaria en el área de la publicidad en Colombia.

Catalogada como la mejor docente colombiana en el área de la publicidad ha estado vinculada a varias universidades del país con pregrado, especializaciones y maestrías donde, durante varias décadas orienta su área temática partiendo no solo de lo teórico sino de la realidad social, política y económica. La experiencia personal y social, es la base sobre la que ha estructurado su trabajo académico.

Socorro Jaramillo es un ser humano muy especial. A pesar de moverse entre altos círculos de la sociedad dirigente en la región, la tranquilidad, su sencillez, su forma de expresar sus sentimientos y el amor por su familia, por el Quindío y por esta tierra es admirable. No presenta el menor asomo de arrogancia o superioridad con quien habla. Según sus estudiantes, sus clases son magistrales en cuando a contenido, experiencias, claridad y humanitarismo que la ha movido desde niña.

De gran facilidad de comunicación expresiva y visual, sus experiencias y su pasión profesional las vuelca a la academia. Toda esta experiencia, sus estudiantes y la industria de la publicidad la llevaron a la postulación para ser la mejor profesora de la profesión con el premio Top 10 P&M.

Cuando habla de su entorno familiar, su cara, su expresión cambian y se convierte en nostalgia, casi de lágrima pronta. Sus padres, Oscar Jaramillo -reconocido bancario de Armenia- y su madre Soledad Velásquez, fueron sus guías, su camino y quienes trazaron con el ejemplo y enseñanzas la vida futura de aquella niña inteligente e inquieta que todo preguntaba y todo lo aprendía.

  • Mi padre fue un hombre de palabra fácil de amistades eternas y otras espontáneas que iba logrando cuando me llevaba, siendo muy joven, a recorrer toda la geografía quindiana, sus bellos pueblos y sus habitantes. Hablaba con el campesino, con el señor de la tienda. Oía sus inquietudes mientras se tomaba un trago, una cerveza y oía esa fantástica música de fonda, de cantina, de corte popular. Yo, simplemente, escuchaba e internamente valoraba la forma como mi padre compartía con los demás. Un ejemplo. 

La observo detenidamente. A pesar de tener una imagen de profesional adusta y de pronto severa, contundente, muy seria, parece que viaja hacia sus recuerdos y calla momentáneamente. Luego continua:

  • Extraño mucho a mi madre. Ella fue mi consejera, mi guía y de quien aprendí mucho sobre la forma de comunicar, de servir a los demás. No era una mujer de palabra fácil en entornos sociales, pero era una hormiguita trabajando en el servicio solidario por la comunidad.

Confiesa que es supremamente creyente y que tiene muchas “coincidencias con Dios”. Saca a relucir un término que acuña en una frase: “mi vida está llena de diosidencias” y es que ese Dios en el que confía y cree como legado de sus padres, le da muchos regalos que trata de devolverlos a través de peregrinaciones a lugares sagrados.

  • Amo y respeto mucho a mi tierra, a los quindianos, sus campesinos y a los perros, razón por la cual tengo en un pequeño predio rural heredado un criadero de raza especial.

Sería interminable escribir sobre las experiencias y las bondades de esta gran publicista quindiana. Todo su conocimiento lo prepara didácticamente para la formación en excelencia de sus estudiantes de pregrado y pos grado. Es una mujer feliz, una mujer líder y gran personaje del Eje Cafetero.

// foto y premio.

Total Page Visits: 332 - Today Page Visits: 1

Leave a Reply